Hace un par de semanas sufrimos un gran problema con nuestra newsletter, al cambiar la plataforma de creación, todos nuestros esfuerzos se fueron a la bandeja de SPAM . Como no queremos que a vosotros os pase lo mismo, os contamos qué pasos seguimos para salir del embrollo.

  1. Quitamos el # del asunto, es un carácter raro que no le gusta al filtrado de correos. Por supuesto y, aunque nosotros no lo hacíamos, recomendamos evitar también las palabras en mayúsculas, además de los claros CTA de GRATIS, REGALO, etc.
  2. Introduce el logo y los detalles de tu negocio, así el destinatario puede entender de qué va a ir tu correo y cómo ha llegado ahí -evitando que te envíe directamente a spam-.
  3. Incluir título y Alt text a todas nuestras imágenes. Se trata de una breve descripción de las imágenes que ayuda a los motores de búsqueda a saber en qué consisten y cuáles son los elementos que aparecen en ellas.
  4. Importante confirmar que todos los links están bien creados y son relevantes.
banner sq_uccg play
  1. Verificación del dominio a nivel del email. Este paso es MUY importante, nosotros configuramos en el DNS: SPF (registro que establece que una IP o Dominio pueden enviar correos en su nombre), DKIM (firma digital que permite asociar un nombre de dominio con un mensaje de correo electrónico) y DMARC (norma técnica que ayuda a proteger a los remitentes y destinatarios de un correo electrónico frente al spam).
  2. Comprueba que tu dominio no está bloqueado, puedes usar MX Lookup, donde corroborar que no estás en la blacklist.
  3. Realiza un test de entregabilidad, puedes hacerlo a través de Mail Tester, una plataforma que permite comprobar que está todo bien y que no llegaremos a spam. Envías un correo y corroboras el estado en la web.
  4. Por último, confirma que tu link de unsuscribe es claro, así evitarás que los destinatarios que no quieran recibir tus correos te manden directamente a spam.

De los momentos más dramáticos surgen los mejores casos de éxito, ¿no creéis?

unnamed (25)